viernes, 11 de junio de 2010

Pétalo 224 :) Resuelve tus problemas

Cuentan que hace muchos muchísimos años cierto día en un monasterio Tibetano, los monjes se encontraron con la muerte de uno de sus compañeros y fue preciso encontrar un maestro referente de modo rápido para que siguiera la guía del resto de monjes. 

El Gran Maestro convocó a todos los discípulos para determinar quien sería el nuevo maestro que ayudara a ver la luz al resto. 

El Maestro, con mucha tranquilidad y calma, díjo cuando estuvieron convocados todos en la gran sala de meditación:

- Asumira el puesto el primer monje que resuelva el problema que voy a presentar.

Entonces, colocó en el centro de la enorme sala en que estaban reunidos, un jarrón de porcelana con un diseño de exquisito gusto, en tonos azulados y blanco, cuyo refinamiento le hacían parecer de gran valor, en principio a simple vista de la dinastía Ming, tenía varias rosas amarillas de extraordinaria belleza en él. Y dijo así:

- ¡Aquí está el problema! – señalando directamente al precioso jarrón.

Todos quedaron atónitos mirando aquella escena, un jarrón de extremo valor y belleza, con maravillosas flores en su interior, ¿Cuál podría ser el problema?

¿Qué representaría todo aquello, sería una metáfora? ¿Qué hacer entonces? ¿Cuál era el enigma detrás de todo esto? ¿Dónde estaba el problema, ya que todo parecía perfecto?...

Y justo en ese preciso instante en el que todos los monjes estaban preguntándose estas cuestiones, uno de los más jóvenes discípulos saco una espada, miro al Gran Maestro y a todos sus compañeros, se dirigió al centro de la sala y... ¡zas! Blandiendo la espada, destruyó todo de un solo golpe. La escena fue impresionante.

Tan pronto el discípulo retorno a su lugar, el Gran Maestro dijo con voz contundente:

- Usted sera el nuevo Gran Maestro del Monasterio. 


Cada uno de vosotros podrá sacar diferentes conclusiones, así que espero poder aprender de vuestro comentarios, yo creo que independientemente de la magnitud, forma o estética del problema, se ha de solucionar al instante, y ocuparnos en ello lo antes posible y no preocuparnos de cuestiones secundarias, ya que cuanto antes se afrontan los problemas antes podemos seguir nuestro caminar. Dejarlos para que se solucionen solos sólo nos lleva a la desidia. 

A veces dámos demasiada importancia a lo superficial y que nuestra pareja séa atractiva, tenga posición y dinero o suficiente nivel cultural, cuando en realidad ese es el problema, y por más interesante que parezca nuestra vida quizá en determinado momento ya no aporte más que una insulsa belleza, y séa momento de sacar la espada y dejar nuestro camino libre de flores artificiosas para así poder disfrutar de las flores silvestres que vamos encontrando en el caminar de la vida. 

Para dejar paso a actividades, experiencias y personas más enriquecedoras se ha de pasar página al pasado y permitir que todo aquello que fue importante ocupe un lugar privilegiado en el recuerdo, no así en el presente ya que habrá que dejar hueco en el corazón y la mente para nuevas experiencias vitales. El espacio es indispensable para disfrutar de la vida.

Para despejar el camino y aclarar tus sentimientos, se ha de comenzar de modo práctico con tus armarios, cajones, bolso, estanterías ... hasta poder llegar a las personas. Permitiendo que quéden aquellas que son imprescindibles para tu caminar, dejando en el camino aquellas que ocupan un espacio necesario en tu corazón para otras que acabarás encontrando. 


"No se puede llenar una taza
cuando está llena de té,
primero hay que vaciarla".


“Para poder beber vino en una copa
que se encuentra llena de tí,
es necesario primero tirar el tí,
y entonces poder servir y beber el vino”.


Desaprender lo aprendido
que nos limita,
fruto de nuestras
creencias y hábitos,
es mucho más duro, 
que aprender nuevos recursos,
fruto de las experiencias vividas,  
que nos potencian.


Un abrazo. Mari Cruz

2 Comentarios:

Marga Faidella Planells on 1/8/10 21:58 dijo...

Me encanta!

Me quedo con la frase: "...poder disfrutar de las flores silvestres". Y "desaprender lo aprendido..."

La espada me lleva a pensar: ¿Para qué perder tiempo y seguir indagando el "por qué"? ¿Te sirve o no te sirve? tómalo o déjalo y sigue adelante.

Muchas gracias, es precioso
1 abrazo,
Marga

Mari Cruz on 2/8/10 16:27 dijo...

Gracias por pasarte Marga, siempre es agradable recibir visita de colegas.

¿Te sirve o no? Si no, déjalo a un lado y tómalo como un aprendizaje, si te sirve llévalo en tu alma :D

Un abrazote y feliz verano :D Mari Cruz

Publicar un comentario

Gracias por visitar mi blog. Agradeceré repartas los Pétalos entre tus amig@s. Y me gustaría recibir vuestras opiniones, sugerencias y comentarios para generar otros muchos puntos de vista del interés de tod@s.

Temporalmente no me es posible responder vuestros comentarios, mis disculpas.

¡Que difrutes de un buen día!
Un abrazo :) Mari Cruz

 

Cruz Coaching Copyright © 2009 WoodMag is Designed by Ipietoon for Free Blogger Template